Perdonar para poder sanar (Taller de Clínica de rehabilitación CITA para el tratamiento de las adicciones)

cntro rehabilitacion tratamiento adicciones

 

El perdón es el camino de la sanación, es dejar marchar la dureza, el resentimiento, el odio hacia uno mismo o hacia otros. Hay que soltar, dejar ir todas esas cosas que nos atan, que no nos permiten ser libres y nos empujan hacia abajo como un ancla aferrada al pasado. Perdonar es un proceso que dura toda la vida y es, como otras características y conductas humanas, perfectible. Cuando finalmente conseguimos perdonarnos, ser perdonados y perdonar, logramos la paz y la serenidad que nos harán finalmente libres.

En la Clínica de rehabilitación CITA sabemos que perdonar, ser perdonado y perdonarse, son buenas llaves para optar a la felicidad. Cargar con el remordimiento, no ser capaz de reconocer los propios errores, vivir con el lastre de conductas que no pudimos controlar en ese momento o soportar un sentimiento de culpa innecesario por un error cometido, son los caminos más fáciles para ser infeliz. A pesar de que la felicidad está a nuestro alcance, no es tan sencillo perdonar, ni perdonarse, ni pedir perdón.

La sanación interior sólo puede ocurrir cuando perdonamos a aquellos que nos han herido. Sea cual sea la experiencia que hayas tenido o las heridas que hayas sufrido, es posible curarlas y sanar nuestros sentimientos y nuestro corazón aunque sintamos que ello no es posible. Leste proceso permitirá liberarte de toda atadura de odio o resentimiento que te tenga atrapado y te hará sentir libre de esas pesadas cadenas que te mantenían atado e infeliz. Después de que hayas logrado perdonar a todos los que te hirieron, estarás listo para sanar tus recuerdos dolorosos. Y la buena noticia es que esto es posible, que no es una utopía.

En la Clínica de rehabilitación CITA sabemos que el perdón no surge de manera espontánea y natural. Perdonar sinceramente puede resultar, en ocasiones, incluso heroico. Algunas situaciones provocan la tentación del odio y la venganza. La experiencia liberadora del perdón, aunque difícil, puede ser vivida también por una persona herida. La inmensa alegría del perdón sana heridas aparentemente incurables, restablece nuevamente las relaciones y tiene sus raíces en el inagotable amor que cada uno de nosotros posee, aunque lo tengamos muy escondido en alguna parte muy profunda de nuestra alma.

Comparte en redes sociales      
CJO

Centro de rehabilitación y tratamiento de adicciones CITA: ¿Qué resultados tiene a largo plazo el tratamiento con metadona?

centro rehabilitacion CITA tratamiento adicciones

En el centro de rehabilitación de drogas CITA, para contestar a la pregunta de si un tratamiento con metadona funciona, hace falta una definición precisa de efectividad. ¿Qué deberíamos medir para averiguar si la metadona funciona?

Durante el tratamiento con metadona, el uso de la heroína se interrumpe o por lo menos se reduce de un modo significativo. Este resultado favorable puede esperarse sólo si la dosis es adecuada y el ambiente clínico ofrece una ayuda complementaria.

Un criterio diferente de éxito que también ha sido propuesto es que los adictos sean capaces de librarse de la metadona y llevar una vida sin drogas, ya que –según algunos críticos- a menos que se pueda vivir sin ningún tipo de narcótico, lo que se hace es sustituir una adicción por otra. Es de resaltar, sin embargo, que la necesidad de un tratamiento de por vida no se cuestiona en enfermedades como la diabetes o la esquizofrenia. De modo que, en principio y desde el punto de vista médico, no hay nada censurable respecto al tratamiento con metadona de por vida si es necesario para el bienestar del paciente. Si se probase que los adictos a los narcóticos tienen una necesidad fisiológica de los narcóticos, los argumentos en contra de un tratamiento con metadona de por vida deberían cesar. Entre tanto, cabe adoptar una actitud agnóstica y, de hecho, los mismos pacientes, en parte porque han aceptado la extendida actitud social de que los narcóticos son malos, tratan de abandonar la metadona o de reducir su dosis.

En el Centro de rehabilitación y tratamiento de adicciones CITA sabemos que una pauta corriente es que un paciente se las arregle durante una temporada sin metadona, pero luego recaiga en el consumo de heroína y vuelva al tratamiento con metadona. Esta actitud muestra la vulnerabilidad extrema de los drogadictos a recaer y esto es así con independencia de qué droga sea la consumida.

¿Qué han descubierto los estudios sistemáticos acerca de lo que les ocurre con el tiempo a los adictos a la heroína que entran en un programa de metadona? ¿Cuántos cambian su estilo de vida y dejan la heroína, independientemente de que continúen en un tratamiento de metadona? ¿Cuál es la duración de los resultados favorables? ¿Con cuánta frecuencia recaen?

Los seguimientos continuados de adictos a la heroína son difíciles y caros de llevar a cabo, pero se han hecho algunos. En general, se opina que cualquier tipo de tratamiento es mejor que ninguno, pero una interpretación escéptica de esta conclusión es que esto es así porque las personas que están mejor motivadas y que tienen más probabilidades de tener éxito, son justamente las que eligen ponerse en tratamiento.  Y también se considera que los resultados son independientes de la modalidad de tratamiento (metadona o un programa residencial libre de drogas), pero esto puede solamente significar que personas diferentes requieren abordajes diferentes y que escogen el que les es más adecuado. Un resumen global de todos los resultados de los estudios de metadona es que alrededor de un tercio viven muy mal, otro tercio vive bien temporalmente, luego recae, y pasa muchos años (quizás toda su vida) entrando y saliendo del tratamiento de metadona. Por último, el otro tercio restante constituye un éxito: llegan a estar verdaderamente rehabilitados y dejan las drogas por completo (aunque muchos pueden continuar tomando metadona indefinidamente). No hay forma de predecir, en principio, en qué grupo caerá una persona.

Comparte en redes sociales      
CJO

Centro de rehabilitación de drogas CITA: Cómo evitar meterse en situaciones de alto riesgo con las drogas

centro rehabilitacion tratamiento adicciones

En el centro de rehabilitación de drogas CITA, sabemos que cuando alguien tiene tendencia a la adicción y por consiguiente a la recaída, a menudo se mete en situaciones de alto riesgo, situaciones que en apariencia son accidentales pero que en realidad no lo son tanto. A través de pequeñas decisiones que parecen inofensivas y que a veces pasan inadvertidas, esta persona se sitúa en una situación peligrosa en la que reincidir en el consumo de la droga ante una situación de fuerte tentación le parece justificado y le absuelve de toda responsabilidad.

Un cocainómano abstinente puede decidir ir a una fiesta sabiendo que allí habrá cocaína y lo justificará diciendo que es una decisión irrelevante a la que no hay que dar demasiada importancia. Después, argumentará que fue mala suerte encontrarse con un amigo consumidor de cocaína y que la tentación fue demasiado fuerte como para resistirla. Pero ya sabemos que todo esto no ocurrió por casualidad.

En el centro de rehabilitación de drogas CITA sabemos que lo que este tipo de manejos indica es que esta persona ha vuelto a aplicar el mecanismo de la negación. Tiene deseos de usar la droga, pero no quiere hacerse responsable de este consumo; pretende seguir aparentando que lo está haciendo bien e interpretar el papel de víctima de las circunstancias.

Otras personas tienen tendencia a utilizar relaciones sexuales y amorosas como vía de volver acceder a la droga. Salir con personas que la consumen puede ser una maniobra para acabar consumiéndola y poder excusarse en que el consumo escapa a su control y la culpa es del otro.

Cuando han transcurrido algunos meses de abstinencia, el adicto es especialmente vulnerable a la recaída y es entonces cuando puede empezar a auto-sabotearse. Hasta este momento, se ha concentrado en mantener la abstinencia, pero entonces empieza a relajarse y a facilitar un nuevo consumo. Ahora, los problemas vuelven a ponerse de manifiesto y ha de confrontarlos sin la ayuda de la droga, por lo que es fácil que recurra a una vía fácil de escape.

En el centro de rehabilitación de drogas CITA sabemos que como señalan los expertos, no sólo el hecho de sentirse mal puede llevar al auto-sabotaje, también puede ser peligroso tener que enfrentarse a la experiencia de sentirse bien, ya que se hace demasiado fuerte la tentación de volver a un estado emocional conocido y manejable que evite enfrentarse a sensaciones y sentimientos desconocidos y abrumadores.

En esta aproximación a la recaída también pueden influir sentimientos ocultos de dependencia, ya que la independencia y el tener que tomar decisiones por sí mismo no es nada fácil de manejar, y siempre es mejor que alguien cuide de uno.

En el centro de rehabilitación de drogas CITA conocemos las señales que anuncian una manipulación de estas situaciones: dejarse dominar por el estrés, aislarse progresivamente de la gente que te apoya, tomar decisiones impulsivas, reanudar el contacto con las personas vinculadas al consumo, ponerse a la defensiva cuando alguien le quiere hacer ver las señales de peligro, etc… Y en el centro de rehabilitación de drogas CITA sabemos que es importante estar atento a ellas.

Comparte en redes sociales      
CJO

Centro de rehabilitación de drogas CITA – En el tema de las drogas, querer no siempre es poder, pero sin querer no se puede

centro de rehabilitación y tratamiento de adicciones

En el Centro de rehabilitación de drogas CITA sabemos, que si bien es cierto que muchas veces para detener una adicción es preciso ir más allá de admitir que se tiene un problema y aceptar este hecho a un nivel profundo y emocional, lo que implica admitir que se es un adicto, que va a ser muy difícil recuperarse sólo con la  fuerza de voluntad y que para conseguirlo será preciso cambiar todo un modo de pensar y vivir, no debemos obviar que la voluntad sigue siendo fundamental para dar el primer paso, para superar las dificultades de las primeras etapas de la abstinencia y para contar con las herramientas imprescindibles para evitar una recaída.

De otro modo, nuestra posición es la de situarnos en el papel de ser objeto de un tratamiento y una curación que viene de fuera, que depende milagrosamente de los demás, que cuenta con el condicionante del acierto o el desacierto de un equipo terapéutico y que nos desprovee de nuestros recursos y nuestros méritos.

Aunque un tratamiento de rehabilitación implica que uno renuncia a su propio modo de hacer las cosas y que asume un compromiso más profundo, y aunque muchas veces la idea de que la voluntad es suficiente para superar una adicción forma parte de un modo de pensar adictivo que pocas veces da resultado, es importante también contar con nuestro propio esfuerzo y nuestro propio poder, aunque este poder sólo lo podamos ejercer de verdad cuando seamos humildes y reconozcamos nuestras propias limitaciones. En el centro de tratamiento de adicciones CITA sabemos que no se trata sólo del poder de decir la verdad y afrontar nuestro problema de manera real, sino que se trata también del poder de la buena disposición y del esfuerzo sostenido, es decir, del poder resultante de poner constantemente nuestra voluntad en juego.

En el tema de las drogas, querer no es poder, pero sin querer tampoco se puede.

Comparte en redes sociales      
CJO

Centro de desintoxicación de Clínicas CITA: Vidas de futbolistas truncadas por el alcoholismo y otras drogas

clinica desintoxicacion cita

 

Estos días la prensa británica ha recordado la trayectoria de un mítico jugador inglés: Jimmy Greaves.

James Greaves fue descubierto por un ojeador del Chelsea y se incorporó al club con tan sólo 15 años. Con 17 años debutó con el primer equipo del Chelsea.

Cerró su primer año como máximo goleador del equipo (22 goles en 37 partidos) y al año siguiente acabó como máximo goleador del campeonato (32 goles en 44 partidos). Fue el jugador más joven de la historia en marcar 100 goles en Liga(con 20 años) y en debutar con la selección inglesa.

En 1966, Jimmy Greaves era la gran estrella de la selección inglesa para disputar el Mundial que se celebraba en Londres, pero una lesión le apartó del once titular. Se dice que, a partir de este momento, se agravó su problema con el alcohol.

Llegó a ser despedido del Tottenham, el último club de élite que le había fichado, y se alejó de los terrenos de juego. Bebía 20 pintas de cerveza y una botella de vodka a diario. Intentó recuperarse jugando en una categoría no profesional, pero su adicción no remitía y, tras un episodio de ‘delirium tremens’, ingresó en un centro psiquiátrico.

Jimmy Greaves sigue siendo el cuarto jugador inglés con más goles con su selección, el jugador con más goles de la historia de la liga inglesa y el jugador que más veces se proclamó máximo goleador.

Maradona es otro caso emblemático y de sobras conocido de una extraordinaria vida deportiva empañada por las drogas.

George Best, otro excelente jugador, falleció en 2005, después de que no tuviese éxito una operación llevada a cabo tres años antes para trasplantarle el hígado afectado de cirrosis. Best ganó una Copa de Europa, logró el Balón de Oro y fue elegido el 16º mejor jugador del Siglo XX.

Otros futbolistas con graves problemas con el alcohol han sido Hugo Sotil, Ariel Ortega, Adriano, Giuseppe Meazza, Ferenc Puskas, Paul Gascoigne y Garrincha. El brasileño Garrincha murió a los 49 años de cirrosis hepática: tomaba cada día una botella de cachaza, un aguardiente típico de Brasil.

En el centro de desintoxicación CITA, vemos que estos casos nos enseñan lo difícil que puede ser salir de una adicción sin ayuda profesional como la que ofrecemos desde la clínica de desintoxicación CITA. Hasta deportistas que cada día practican actividades saludables, pueden acabar con una adicción.

Comparte en redes sociales      
CJO

Centro de rehabilitación – La drogas “low cost” muy peligrosas

centro desintoxicacion cita

En centro de desintoxicación de drogas CITA, hemos leído varios artículos en relación a la nueva tendencia de las drogas de bajo coste auto producidas y el daño que ocasionan, que queremos compartir con vosotros. Está tendencia parece tener su origen en Rusia y se ha extendido a todas partes. viajó al sur de Europa, se extendió por EEUU y ahora ya está por todas partes.  Esta tendencia a la fabricación de drogas caseras a interrumpido con fuerza con varios nombres que ahora empezamos a oír: Krokodil (cocodrilo), baths sales (sales de baño) y la sisha , que en los últimos meses se ha extendido en los suburbios de muchas capitales. Los efectos y consecuencias del consumo de estas drogas están siendo terriblemente devastadores. La comunidad médica está alarmada de los efectos físicos de estas drogas, ya han surgido casos de necrosis, gangrenas, mutilaciones, inflamaciones graves etc.

Estas nuevas drogas sintéticas emulan desde el éxtasis i las anfetaminas hasta la heroína y para su fabricación se utilizan se utilizan sustancias como la codeína, las sales de baño, aceites, gasolina… La principal razón de su irrupción es el precio, porque cada dosis cuesta entre tres y cinco veces menos que una droga convencional. Una fatal alternativa de bajo coste en tiempos de crisis que explica su proliferación.  .

En España no parece que hasta el momento se haya detectado la presencia de este tipo de drogas sintéticas, ni en hospitales ni en centros de desintoxicación. Sin embargo, se está produciendo el fenómeno del consumo de vino barato en individuos que trabajaban en la construcción y ahora no tienen trabajo,  y cambian una adicción por otra más barata.

En el centro de desintoxicación cita, estamos al día de estos nuevos riesgos y nuestro equipo profesional tiene tanto los conocimientos como los medios para evitar caer en el consumo de estas sustancias devastadoras.

 

Comparte en redes sociales      
CJO

Actividad en el Centro de rehabilitación de drogas: Paintball

En el Centro de rehabilitación de drogas CITA, hemos realizado una actividad en la que ha participado tanto pacientes como colaboradores del centro, pasando un día genial juntos, compartiendo y mejorando las relaciones interpersonales. En este caso hemos realizado una actividad muy de moda, un Paintball de lo más profesional.

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Comparte en redes sociales      
CJO

Gran Cena de Navidad en el Centro de rehabilitación de drogas Clínicas CITA

En el Centro de rehabilitación de drogas Clínicas CITA hemos celebrado nuestra Gran Cena de Navidad con muchos de nuestros colaboradores, amigos y pacientes.

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

 

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Comparte en redes sociales      
CJO

¿Qué piensan los españoles de la venta de marihuana?

CENTRO DE REHABILITACIÓN DE DROGAS: ¿Qué piensan los españoles de la venta de marihuana?

Centro rehabilitación drogas
Centro rehabilitación drogas

Un estudio de la FAD revela que la mayoría de los españoles prefiere que el comercio de marihuana esté regulado. Aunque es cada vez mayor el porcentaje de españoles que se oponen al consumo de drogas, también son mayoría los españoles que son permisivos hacia el uso de la marihuana.

Concretamente, la encuesta de la Fundación de Ayuda contra la Drogadicción muestra que, aunque el 70% de la población española considera que hay que luchar por una sociedad sin drogas, el 52,1% de los encuestados (unas 1.500 personas) se muestra partidario de permitir la venta de cannabis a los adultos.

La FAD registra que, por primera vez, la mayoría es favorable al comercio regulado de esta sustancia. Hace 10 años, casi el 50% de la población se declaraba partidario de prohibir la venta de marihuana. Ahora, la cifra ha bajado al 44,4%.

Entre las razones para este cambio se barajan los mensajes permanentes de los grupos pro cannabis y las campañas internacionales a favor de la legalización, sobre todo en Estados Unidos, un mensaje que acaba permeabilizando a la población.

Sin embargo, esta permisividad hacia la marihuana contrasta con los datos reales del consumo en nuestro país. En torno al 9% de la población es consumidora. Y en el caso de los adolescentes, los mayores consumidores, la cifra se ha reducido un tercio en la última década.

En cuanto al modo de regular este consumo, el 43,8% de la población está a favor de permitir el uso privado y el 8,7%, de permitirlo sin restricciones.
Sin embargo, y pese a una mayor apertura, el 65,2% de los encuestados considera que el cannabis es muy peligroso, frente al 56% que lo consideraba peligroso hace diez años.

CENTRO DE REHABILITACIÓN DE DROGAS
www.redcita.com

Comparte en redes sociales      
CJO

¿Hemos nacido para ser felices? Tratamiento de adicciones CITA

Tratamiento adicciones
Tratamiento adicciones

Hay una pregunta que se han hecho muchos filósofos y pensadores y que de algún modo se la hace todo el mundo, consciente o inconscientemente: ¿Cuál es el sentido de la vida? ¿Cómo nos gustaría vivir? ¿En qué consiste la felicidad? ¿Qué es lo que realmente queremos?

Muchas respuestas pasan por el hecho de que el deseo de la mayor parte de la gente es ser feliz, vivir feliz. Otra cosa es intentar determinar qué significa o en qué consiste ser feliz. Y consecuentemente, preguntarnos por qué tanta gente acaba confundiendo felicidad con diversión o ausencia de malestar. Y no sólo esto, sino reflexionar asimismo sobre el hecho de por qué, cuando nos divertimos, también estamos generando un plus de estrés.

Somos una sociedad para la que la diversión es una de las cosas más importantes. Y realizamos un montón de actividades con el propósito de que sacien nuestro deseo de pasarlo bien. Pero en muchos casos, los valores del mundo de trabajo han invadido también el tiempo libre, haciendo también que muchas actividades de ocio se orienten más al logro de metas que a la creatividad y al juego. Realizamos estas actividades, en muchos casos, no por mera diversión sino para lograr o ganar algo: mejorar nuestro último record, superar el de otra persona, hacer contactos comerciales o rebajar peso. Aunque estos objetivos no sean criticables, no reemplazan a la genuina diversión.

Pero si nuestras actividades de ocio se dirigen al logro de algún objetivo, no podemos dejarnos llevar por ellas como para divertirnos realmente. Estaremos demasiado pendientes de lo que hacemos, de cómo lo estamos haciendo, de cómo nos perciben los demás, etc.

Divertirse se ha convertido en parte de nuestra imagen más que de una verdadera experiencia de vida. Los medios de comunicación nos bombardean con imágenes que parecen indicar que todo el mundo se lo pasa en grande. En la televisión, los famosos aparentan eterna felicidad y en la publicidad los modelos derrochan vitalidad y placer, o se reúnen grupos de amigos a tomar cerveza en la playa en un clima de extrema felicidad. Las personas cuyas vidas no son tan felices no pueden sino pensar que las de los demás sí lo son, por lo que sienten aún más aisladas. Parte de ser una persona de éxito, al parecer, es estar siempre divirtiéndose. Y si esto no sucede es porque uno tiene alguna carencia.

Pero nuestra desenfrenada búsqueda de aparente placer encubre una suerte de desesperación. Más que una sociedad excesivamente ávida de placer, es muy posible que busquemos desesperadamente un respiro en el implacable exigencia de ejecutar, lograr, sobresalir y auto vigilarse que nos impone un estilo de vida exigente, acelerado y sujeto a horarios.

Este anhelo tan arraigado de encontrar una solución rápida es una de las razones de la epidemia de adicciones.

Comparte en redes sociales      
CJO

100 días en CITA (El testimonio de un paciente adicto a la cocaína)

Tratamiento adicciones

Acudí a CITA hace 100 días por un problema de adicción a la cocaína. Lo que me hacía meterme droga compulsivamente era mi profundo sentimiento de infelicidad y la incapacidad para sentir bienestar con nada que no tuviera que ver con el consumo.

Los resultados llegaron pronto: la profunda depresión y la ansiedad que me asolaban desaparecieron al encontrar en CITA una burbuja de bienestar y vida sana.

La actividad durante todo el día fue primordial para que apartase de mi mente los malos recuerdos y los deseos indeseables. Las terapias, los caballos, la piscina o el pádel te aseguraban ocupación y distracción.

Transcurridos los primeros dos meses, vendrían las primeras dosis de hastío, un sentimiento lógico cuando llevas tanto tiempo fuera de casa. Y después comenzó una etapa de pereza, un aspecto que había que saber gestionar (Yo era una persona que llevaba mucho tiempo sin trabajar), pero el continuo cambio de personas que formaban el grupo de pacientes más el trabajo de los profesionales de la clínica me hicieron más llevadero el camino hacia la reinserción social.

Ahora estoy viviendo mis últimos días de tratamiento y los resultados saltan a la vista. No tengo ningunas ganas de consumir. Y no porque los terapeutas sean alquimistas, sino por el trabajo diario que te obligan a hacer y que repercute en tus ganas de ser una persona sana.

Espero volver a escribir algún día en este blog para contar cómo me van las cosas fuera de la clínica pero, de momento, ésta es la valoración que puedo daros.

Un saludo.

Comparte en redes sociales      
CJO

El uso médico del cannabis reduce las muertes por opiáceos

La revista Jama Internal Medicine acaba de publicar un estudio sobre los usos médicos de la marihuana. La investigación está basada en datos recogidos por el Centro de Control y Prevención de Enfermedades (CDC) en Estados Unidos entre 1999 y 2010.

Este estudio, que tenía por objetivo comparar datos médicos entre los estados que no autorizan el cannabis para fines médicos y los que sí lo hacen, acaba de concluir que la legalización del uso de la marihuana con fines terapéuticos contra los dolores crónicos y otros estados de salud reduce en un 24,8% el número de muertes por sobredosis de opiáceos. En Estados Unidos, el abuso de analgésicos ha hecho que las muertes debidas a sobredosis constituyan una preocupante crisis de salud pública.

Según estos investigadores, existen riesgos evidentes de adicción y sobredosis asociadas al uso de analgésicos opiáceos como Oxycontin y Vicodina, por lo que los pacientes con dolores crónicos y sus médicos pueden considerar la marihuana médica como una alternativa para el tratamiento del dolor, al menos en aquellos estados donde ésta es legal para estos fines.

En EE UU, los estados de California y Oregón fueron los pioneros en legalizar el uso terapéutico de la marihuana antes de 1999 y otros 20 estados lo han aprobado desde entonces. En España no existe la figura legal de la marihuana terapéutica.

Según el citado informe, los estados con leyes permisivas con el consumo de marihuana con fines terapéuticos tuvieron unas 1.700 muertes menos por sobredosis de analgésicos opiáceos en 2010 de lo que se sería de esperar con una legislación prohibicionista. Aproximadamente el 60% de las muertes por sobredosis de analgésicos opiáceos se producen en pacientes que lo toman con recetas médicas.

El cannabis se autoriza para pacientes con dolores crónicos o agudos debidos a enfermedades como el cáncer o la esclerosis múltiple, dado que tiene propiedades analgésicas y ayuda a aliviar las náuseas y a mejorar el apetito. Además, puede ser útil para reducir las dosis de analgésicos opiáceos en aquellos pacientes que los toman contra el dolor.

Comparte en redes sociales      
CJO

Un pintauñas que detecta drogas contra violación

Aunque nosotros, en el Centro de Investigación y Tratamiento de Adicciones nos referimos casi siempre a las drogas desde el punto de vista de la adicción que pueden provocar, no está de más hacer una parada de vez en cuando en otros usos que se da a ciertas drogas y que no son menos negativos. Uno de los más despreciables es el uso de drogas para abusar sexualmente de otras personas. Las noticias sobre este tipo de casos no faltan y hoy queremos utilizar algunas lineas para reflejar un avance contra este tipo de abusos. Un grupo de universitarios de Carolina del Norte (sí, también para esto vale el I+D) han desarrollado un método sencillo y discreto para detectar drogas en las bebidas.

La gran mayoría de casos de abuso sexual utilizando drogas (en realidad, la mayoría de casos de abuso sexual) se dirigen contra las mujeres. Por eso los autores han pensado que un buen sistema para camuflar su método de detección sería en el esmalte de uñas. Éste cambia de color cuando entra en contacto con bebidas adulteradas.

El proyecto todavía se está desarrollando. Los estudiantes han puesto en marcha una colorida página web Undercover colors para el proyecto

Comparte en redes sociales      
CJO

25 años de la fundación de ayuda contra la drogadicción

Y, para celebrarlo, han recopilado sus campañas (más de cincuenta) en este video. La Fundación de ayuda contra la drogadicción es, sin duda, una de las instituciones más conocidas en España en lo que se refiere a la prevención y concienciación de las adicciones. La FAD se puso en marcha en un momento muy duro de la lucha contra las drogas y, con el tiempo, se ha convertido en un referente familiar para todos.

Comparte en redes sociales      
CJO

Dejar las drogas. Lars Ulrich

Lars Ulrich, el legendario batería de la no menos legendaria Metallica ha reconocido que leer una entrevista a Noel Gallagher fue determinante para su decisión de dejar las drogas.

Metállica es, sin duda, una de las bandas más conocidas del mundo, un grupo que, más allá de los gustos, aportó en su momento varios discos que todavía suponen un jalón importante en una cierta vertiente del rock. Su batería, el carismático Lars Ulrich ha declarado que su decisión de dejar las drogas estuvo impulsada por una entrevista que leyó en la que Noel Gallager hablaba sobre cómo él mismo se había decidido a dejar las drogas.

Ulrich declaró que lo que le resultaba satisfactorio de la cocaína era que le permitía socializar de una forma determinada, además era un buen aliado para él a la hora de alargar las fiestas del grupo. Gracias a la cocaína conseguía beber más y durante más tiempo.

Ahora Ulrich se declara un fanático de la vida sana y cree que es la base de la permanencia a largo plazo en una banda como Metállica

“Hago mucho deporte, como mucho hummus,  pollo, pavo, pescado y también frutas y verdura (…) Bebo muy poco: no me gusta que mis hijos me vean con el vaso en la mano”

 

Comparte en redes sociales      
CJO

Desintoxicación de la cocaína

CITA es un centro especializado en tratamientos para superar la adicción. Nos dedicamos tanto a la desintoxicación de sustancias como a ayudar a nuestros pacientes a superar las denominadas adicciones comportamentales (es decir, adicciones no ligadas a una sustancia, de las que las más famosas son quizás  la ludopatía, o la emergente adicción a las nuevas tecnologías). En España uno de los tratamientos más demandados en centros como el nuestro es el tratamiento de desintoxicación de la cocaína.

La cocaína es una de las sustancias psicoactivas más consumidas en España, un país que además goza del dudoso honor de ser uno de los grandes consumidores mundiales de esta sustancia. España es, de hecho, el primer consumidor europeo de cocaína y el segundo consumidor a nivel mundial.

Sobre la cocaína corren leyendas que contribuyen a hacer la sustancia más peligrosa. Por ejemplo, todavía hoy hay quien supone que se trata de una sustancia poco adictiva. La realidad no podría ser más diferente y la prueba es la que ya hemos aducido. Una buena parte de los pacientes que ingresan en un centro para tratar la adicción a una sustancia lo hacen para emprender un tratamiento de desintoxicación de la cocaína.

A los problemas que la cocaína supone para quien la consume hay que añadir otro grandísimo problema, en absoluto menor, vinculado al consumo de cocaína: su tráfico está absolutamente controlado por grandes redes internacionales de contrabando que aprovechan el enorme volumen de capital vinculado a esta sustancia para financiar redes de delincuencia. La ONU estima que el tráfico de drogas mueve más de 300.000 millones de dólares al año, de los cuales la cocaína supone una parte importante. El volumen de dinero que mueve el tráfico de drogas es tan espectacular que, si fuese un país, estaría entre las veinte primeras economías del mundo.

Y ese dinero, no nos engañemos, no sólo está fuera de todo control, sino que se utiliza para emprender otros negocios. Armamento o trata de blancas son sectores tradicionalmente ligados a las inversiones derivadas de este flujo de capital. Recientemente ha sido desmantelada en Valladolid una red que se dedicaba, precisamente, a la trata de blancas y el tráfico de cocaína, pero no es una noticia excepcional. Casi cada día encontramos noticias que hablan de detenidos a los que se acusa de tráfico de cocaína, trata de blancas y blanqueo de capital. El triángulo mágico de la delincuencia que nos debe hacer pensar que la cocaína no es sólo una enfermedad individual, sino social.

Comparte en redes sociales      
CJO

Tratamiento de la cocaína

El diario Argentino El comercio online acaba de hacerse eco de un estudio según el cual el “Paco” (nombre que recibe en Argentina la pasta base de coca) y la propia cocaína serían las dos drogas que más aumentan la agresividad en los delitos. El estudio ha sido realizado por el Ministerio de Salud Bonaerense.

El estudio añade que, de todos los casos analizados más del 90 por ciento eran varones entre los 18 y los cincuenta años.

Puedes leer la información completa aquí

Para saber más sobre el tratamiento de la cocaína en CITA

Comparte en redes sociales      
CJO

Tratamiento de adicciones | Adicción y delincuencia

La revista Caracol, en Colombia, se hace eco del enésimo estudio que vincula las adicciones con la delincuencia.

El artículo aquí

Tratamiento de adicciones

Comparte en redes sociales      
CJO

Adicción a la marihuana – Nuevos estudios relacionados con el consumo esporádico

Según un artículo publicado por “The Journal of Neuroscience” los jóvenes que fuman marihuana, al menos una vez por semana, experimentan variaciones en dos áreas del cerebro respecto a los que no lo hacen.

Aquí un artículo en la revista Qué ampliando la información

Adicción a la marihuana

Comparte en redes sociales      
CJO

Centro para drogodependientes – Nuevas Drogas

La aparición de nuevas drogas preocupa, tanto por su efecto como porque suponen nuevos retos y exigen la adaptación de las respuestas. Un artículo en la página chilena publimetro recoge la problemática

El artículo Aquí

Centro para drogodependientes

Comparte en redes sociales      
CJO